Brooklyn es una niña de 8 años que quiso darle una lección de esperanza a muchas niñas como ella.

Brooklyn y Holly son dos amigas. Brooklyn tiene 8 años y tiene cáncer y su amiga ha decidido que va a ayudarle a pasar buenos momentos a pesar de la dificultad de la enfermedad.

Brooklyn ya perdió todo su pelo, pero juntas han decidido que eso no va ser motivo de tristeza.

Inspiradas en el look que llevó la famosa modelo Cara Delenvigne en la gala del Metropolitano de Nueva York, en el que se rapó por completo su cabeza y se pintó el pelo rasurado de plateado y lo llenó de diamantes, estas amigas decidieron crear un look muy parecido para la pequeña que lidia con las quimioterapias.

Advertisement

“Brooklyn nunca había tenido un maquillaje profesional, pero ella ama el maquillaje. Suele ver videos de Youtube y aprende de ahí todo tipo de trucos. Ella de hecho me ha maquillado a mi, maquilla a su mamá y hasta a las enfermeras en la clínica. Ella tiene muchas muñecas pero le encanta la idea de sentirse ya como una señorita y sueña con crecer”, le contó a Todo Bien Molly, la entrañable amiga que decidió que ya era suficiente trabajo emocional para la familia tratar de mantener sana a Brooklyn como para que también tuvieran que ocuparse de mantenerla entretenida.

Aliadas con la experta en estilismo y maquillaje del Glamsquad Makeup Academy decidieron que Brooklyn podía lucir como toda una modelo. “Si no puedes tener pelo, ponte brillo y diamantes”, sentenció Holly en la cuenta de Instagram @Brooklynisourhero (Brooklyn es nuestra heroína), una que creó -según se puede leer en sus diferentes publicaciones-, para apoyar a su amiga y compartir su buena energía.

Advertisement

Con su cabeza convertida en una constelación de estrellas, sus cejas muy bien delimitadas, y sus ojos claros potenciados por el plateado, la fotografía de Brooklyn pronto consiguió más de 2,000 likes y logró capturar la atención de la famosa Cara Delenvigne que al ver que su atrevimiento había inspirado a una pequeña , compartió la publicación en su cuenta con el mensaje: “Brooklyn, mi héroe” “¿Quién necesita pelo?”.

Advertisement

La maquillista que había ayudado a las dos pequeñas a cumplir este reto también celebró su valentía: “Esta pequeña mujercita está luchando contra el cáncer por segunda vez, pero ha decidido hacerlo con gusto. Muy bien todos por darle visibilidad a esta crack. Si no tienes pelo, ponte en su lugar diamantes”, replicó.

Advertisement

El caso de la pequeña Brooklyn recuerda la valentía de otras jovencitas como la mexicana Andrea Sierra Salazar de 17 años, quien a pesar de ser diagnosticada con cáncer decidió el año pasado que podía ser una verdadera princesa.

Al igual que Brooklyn, Andrea y su madre contrataron los servicios de un estilista y un fotógrafo profesional y convirtieron a la jovencita en una modelo, que sin necesidad de su pelo, inspiraría a más niñas que pudieran estar pasando por las mismas difíciles circunstancias.

Advertisement

“No lo voy a negar, la quimioterapia es dura, y al estar ahí en la cama sin hacer nada empiezas a pensar sobre la enfermedad, que me encuentro mal, las náuseas... Las sesiones de fotos fueron una manera de distraerme y esperar con ganas a que llegara el día siguiente”, le contó en su momento a Univision.

Holly, al igual que la madre de Andrea, trata que Brooklyn también se mantenga ocupada y haciendo cosas divertidas. Hacen videos musicales, coreografías, van juntas al parque mientras los seguidores mandan mensajes de apoyo: “Si ustedes sonríen nosotros sonreímos”, “Le mandamos mucho amor ella, es una valiente”.

Advertisement

En algunas publicaciones, Holly se encarga también de mantener a toda esa red de apoyo informada sobre cómo está el estado de salud de su amiga. El 11 de junio Holly dio un reporte de tranquilidad, dijo que Brooklyn había saludo bien de su última quimio. “La última dosis fue devastadora porque fue muy alta y tuvo que estar 4 semanas en el hospital pero ahora está bien, más fuerte que nunca”.

Crear sus propios diarios o cuentas de Instagram en donde registran sus evoluciones, ha ayudado a muchas mujeres a sobrellevar los cambios físicos, emocionales, familiares que conlleva una enfermedad como el cáncer.

Advertisement

Lo hizo la famosa bloguera chilena Ángeles Almuna quien convirtió su blog en una amplísima red de apoyo que la acompañó en sus momentos más difíciles: “ Lo que yo quería decir era look, de verdad los necesito, yo no puedo hacer esto sola, ¿hay alguien que pueda acompañarme a un tratamiento?, ¿alguien que pueda llevarme al hospital? Un lunes posteé: el miércoles es mi primera quimioterapia y no puedo ir sola, ¿quién puede ir conmigo?. Apareció Juliana: “yo voy contigo”, narró a Univisión.

Advertisement

 

Brooklyn, Andrea, y Ángeles han demostrado con sus valentías que la belleza sabe sobrevivir hasta los momentos más duros de una enfermedad, emerge de lugares inesperados y siempre llena de poder. Hoy mucha gente en el mundo celebra su valentía e inspiración cada vez que deciden sacarle una sonrisa a la enfermedad.