El jengibre, un clásico que funciona

Las propiedades del jengibre para ayudar a mantener el peso y acelerar el metabolismo han sido estudiadas una y otras vez. Se han probado en roedores de laboratorio, en células humanas y en humanos propiamente. Hay tal cantidad de literatura sobre el tema, que los científicos de la Universidad de Agricultura de China decidieron revisar los hallazgos de más de 60 publicaciones avaladas por la ciencia que se han hecho en esta materia.

Su conclusión: el consumo de jengibre puede ayudar a la quema de calorías, en la digestión de los carbohidratos y la secreción de insulina, a reducir la sensación de hambre, y a tener cambios positivos en el colesterol, y la presión sanguínea.

Advertisement

Aunque no pueden decir propiamente cuánta cantidad de jengibre se debe ingerir y si bien es cierto que los estudios han sido más contundentes en animales que en humanos, la comunidad científica parece tener un cierto consenso.

“Lo que la gente debe saber es que el jengibre es rico en propiedades antioxidantes y antiinflamatorias y que incluirlo en la dieta puede traer muchos beneficios, además porque ha mostrado su potencia para reducir las náuseas, los dolores menstruales y el dolor muscular en general”.

Uno de los estudios registrados por estos científicos y publicado en 2013 en el European Review for Medical and Pharmacological Science comparaba en roedores de laboratorio las capacidades del jengibre para ayudar a perder peso en contraposición al medicamento Orlistat. Su hallazgo delató que los dos llegaban a tener efectos muy parecidos, una vez que reducían el perfil lipídico, pero a diferencia del medicamento, el jengibre no alteraba la bilirrubina ni la lipasa pancreática.

Advertisement

Otro de los estudios que recoge esta nueva compilación científica y que fue publicado originalmente en Metabolism en 2012 asegura que el jengibre tiene un efecto termogénico (que eleva la temperatura del cuerpo y acelera el metabolismo) y además genera una sensación de saciedad.

“Si un hombre con sobrepeso incorpora una bebida con jengibre en las mañanas toma menos alimentos durante el día”, sentenciaba este estudio que además notó que si se tomaba un té que contuviera 2 gramos de polvo deshidratado de jengibre en el desayuno, los pacientes lograban presentar una quema de aproximadamente 43 calorías más que los que no habían tomado el té.


Receta: Un té de jengibre

Con tanta evidencia recogida y teniendo claro que ningún alimento hace magia, quizás las bebidas refrescantes (y muy artificiales del verano) puedan cambiarse por un sencillo té de jengibre para calmar la sed, bajar el hambre y mantener el peso de toda la familia. La receta:

  • 2 pulgadas de raíz de jengibre
  • 4 copas de agua
  • 2 cucharadas de jugo de limón
  • 1 cucharada de miel

Síguenos en...